sábado, abril 02, 2005

son todos iguales

Esta mañana, excepcionalmente, me tomé un taxi por pocas cuadras. Estaba molida después de una noche fabulosa y quería dormir. El taxista que me tocó en suerte me empezó a hablar del clima y de la primavera que llega y no llega. Me desorienté. Parecía un taxista porteño.

2 comentarios:

jorgehue dijo...

y no te habló de la inseguridad? o de fútbol? :)

Caro dijo...

Ni de piqueteros, no.

Pero capaz que yo me desconcierto fácil :-/