lunes, marzo 12, 2007

de la experiencia del viaje al centro un lunes caluroso al mediodía:

* reflexión: no es en absoluto romántico pasarse de la estación (Uruguay) por estar leyendo.
* oído al pasar (de un señor a una señora): dios está en todos lados pero atiende en buenos aires.
* atuendo: una mujer pisando los 50, remera verde loro con una inscripción en letras negras, a la altura de las tetas, que reza: si te he visto no me acuerdo.

5 comentarios:

g. dijo...

Carolina...
Caro...
C...

¿Adónde nos lleva esto?

Gastón Erdosaín dijo...

quizás, bajo el cuerpo imposible de las palabras que nombran -sea en un lenguaje kitsch o con pretensiones de poetas malditos, todos queremos ser otrxs- como un destello, sólo el silencio se esconda.

quizás, también debieras dejar que tu nombre diga a viva voz el secreto de los momentos que irrumpen, presurosos.

quizás.


P.D.: no hagas eso de quitar la posibilidad de comentario, es raro.


salud y alegría!

Anónimo dijo...

Erdosain, los siete locos; quizás pueda ser romántico pasarse de la estación (Uruguay) por estar leyendo, por ejemplo, a Oliverio Girondo. No creo que lo sea si uno lee, en cambio, a Sartre. Me ha pasado con El ser y la nada que me he pasado, pero porque me dormí.

Yo te he visto hace tanto que casi no me acuerdo. Sé que soy el número ocho. Sólo eso. Y que tengo ganas de verte.
j.

c dijo...

g. nunca tuve ni la más mínima idea.

gastón. quizás sí. gracias. y lo otro, sí, es raro.

j. el número qué?! también tengo ganas de verte. este marzo es la esclavitud, trabajando más de 8 horas diarias, de lunes a lunes. pasará. y nos veremos.

Anónimo dijo...

Erdosain... el ocho... en fin.
Te espero (bello abril)
j.